lunes, septiembre 25, 2006

Mentalidad disruptiva


Pensar de otra manera, iniciar las cosas de otro modo, plantear soluciones a través de otros métodos, entender los mensajes con un mínimo de comunicación, evitando el cierre de la mente a las ideas tangentes que puedan surgir,... Todas estas cosas podrían servir para ayudarnos a ser innovador.

El video adjunto nos sirve como ejemplo: lo entendemos todo, con un mínimo mecanismo de comunicación, y con un muñeco sin rasgos detallados.

Y es que el hecho de aprender y desaprender depende más del oyente que del emisor, ¿verdad?

No hay comentarios: